La expansión de los cultivos ilícitos en Colombia se revierte, la tendencia de crecimiento se estabilizó a cifras de 2018.

Según informe de la ONU y MinJusticia, en Colombia el área identificada de cultivos de coca a diciembre de 2018 fue de 169.000 hectáreas. Esto representa una reducción del 1,2% respecto al 2017, año en el cual se identificaron 171.000 hectáreas y se alcanzó el máximo histórico en cuanto a cultivos ilícitos.

De esta manera se revierte la tendencia de crecimiento de los mismos después de años de crecimiento y se evidencia una estabilización en el problema que tanto ha afectado al país. Así lo confirma el informe de monitoreo de cultivos ilícitos de 2018 elaborado por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC).

El UNODC es un organismo que por medio del Sistema Integrado de Monitoreo de Cultivos Ilícitos (SIMCI) apoya la identificación de cultivos de coca en el país desde 1999 y ha producido 20 censos anuales basados en el análisis de imágenes satelitales. Desde 2003, estos datos de monitoreo constituyen la cifra oficial del Gobierno de Colombia.

Los resultados son una excelente noticia para el país y reconfirman que las acciones implementadas por el Gobierno del Presidente Iván Duque Márquez están dando los frutos esperados.

‘Ruta Futuro’ es un plan de política integral definida por el Gobierno para enfrentar el problema de las drogas y que utiliza diferentes herramientas para proteger a nuestros niños y jóvenes de un flagelo que le ha causado tanto daño a nuestra sociedad.

Asimismo, esta estabilización coincide con las estimaciones de cultivos ilícitos para 2018 realizadas por la Oficina de Política Nacional para el Control de Drogas (Office of National Drug Control Policy-ONDCP) de la Casa Blanca.

Los resultados mostraron que los cultivos ilícitos disminuyeron en un 0,5%, frenándose así la tendencia creciente de la siembra de cultivos ilícitos que el país evidenció entre 2013 y 2017.

El informe detalla aspectos relevantes, como que 22 departamentos están afectados por cultivos de coca, y que en unos hubo reducción y en otros, incremento.  El informe evidencia también la concentración de coca en ciertas zonas e identifica territorios que pueden liberarse de cultivos ilícitos en el corto plazo.

Los territorios que están cerca de convertirse en departamentos libres de coca son la Guajira, Magdalena, Cesar, Santander, Boyacá, Arauca, Guainía y Guaviare, en los que se identificó un total de 195 hectáreas de cultivos de coca. Estos ocho territorios podrían unirse en el corto plazo a Caldas, que fue catalogado este año como departamento libre de coca.

Los cultivos ilícitos son una amenaza para el patrimonio cultural y natural del país: de conformidad con el censo de 2018, el 47% de los mismos se encuentran en Parques Nacionales Naturales (PNN), resguardos indígenas, tierras de comunidades negras o zonas definidas por la Ley 2ª de 1959.

La presencia de estos cultivos constituye un desafío para Colombia no solo desde la perspectiva del control a la producción de drogas, sino del ordenamiento del territorio.

Fuente: Ministerio de Justicia, República de Colombia

La entrada Colombia – Se revierte la tendencia de crecimiento de los cultivos ilícitos aparece primero en Diario Jurídico.

Fuente: Diario Jurídico